jueves, septiembre 14, 2006

septiembre

la negaste y llegó
o fue porque alguien dijo :
"ojalá venga" .

arrastró los papeles por la calle
y hojas secas hasta las alcantarillas

dijo adiós bruscamente
a este dolor que no quiere acabar

limpió mi corazón de sus cenizas.

4 comentarios:

Bohemia dijo...

A veces ayuda esos vientos a enterrar viejos fantasmas...Abrazos

Oski dijo...

Donde juega el tiempo las partidas y se olvida de volver a casa para cenar...así pasan nuestros días.

Lila Magritte dijo...

Me enteré por ahí que un aguacero te bañó en plena vía pública. Por acá ya está llegando el sol. Hacen bien los cambios pero el biorritmo se demora en ajustarse.


Abrazos.

Qymera dijo...

La vida está imbrincada en misteriosos ciclos cuya explicación no abarca la lógica. Quizá sea un poco como salir al balcón y ver la parada pasar.