jueves, marzo 16, 2006

migraciones (1)


Son.
están aquí.
atravesaron el mar ,
el desierto,
la tierra calcinada.

No olvidarán la sed
ni el horror ensangrentado de la guerra.

Han soñado
el lugar de abundancia
que les contaron
o que ellos mismo han visto
a través del satélite.

Han dejado la mujer y los niños
y la madre,
en un sucio arrabal de Dakar

No es posible pararlos
no hay fuerza ni alambradas,
no hay leyes ni radares .

Les empuja la vida
que insiste en cada paso.

3 comentarios:

Lila Magritte dijo...

Y les empuja la muerte en cada paso
y acorta la distancia
que tortura
de las formas más indignas
e implacables
Y sin embargo
siguen migrando
esas bandadas
en busca de otro cielo
o de Dios

Sin Destino dijo...

buscando el paraiso se encuentran con el infierno. ¿tanto cuesta conseguir un tierra sin paraisos ni infiernos?

Saludos

Mr. Shang dijo...

Los niños y la guerra no serán jamás una mezcla sino una abominación.
A los Niños y la Brutalidad que No Merecieron

Shang