miércoles, enero 25, 2006

el infierno


"Y Polo : El infierno de los vivos no es algo que será ; hay uno , es aquel que existe ya aquí, el infierno que habitamos todos los días, que formamos estando juntos. Dos maneras hay de no sufrirlo . La primera es fácil, para muchos : aceptar el infierno y volverse parte de él hasta el punto de no verlo más. La segunda es peligrosa y exige atención y aprendizajes continuos: buscar y saber reconocer quién y qué , en medio del infierno , no es infierno, y hacerlo durar , y darle espacio. "

Las ciudades invisibles . Italo Calvino


Imagen : La balsa de la medusa . Gericault

4 comentarios:

Lila Magritte dijo...

La imagen y el texto son perturbadores. Pero... esa "Balsa de la medusa", me conmueve. especialmente porque Gericault representò un drama real...

Y porque de alguna manera, aunque no lo queramos ver, todos somos un poco nàufragos... y esperamos que allà en el horizonte alguien nos vea agitar pañuelos... y nos rescate.

Abrazo...

c. dijo...

me gusta la segunda manera, saber reconocer quién y que... nunca había leído ese texto, gracias, c.

Beak Nahual dijo...

NO creo que haya palabras que sinteticen de mejor forma, algunos esfuerzos de gente como yo...
NO necesariamente me esforzaría en compartir ese sentimiento, sino supiera que hay gente esparcida en el mundo como el polvo en las galaxias!

no disponible dijo...

Me mataste con Calvino, yo siempre que lo recomiendo tengo que apostillar "pero no tiene nada que ver con el reformador de la iglesia calvinista". Grande Calvino y tan obviado...