martes, septiembre 29, 2009

noche de guardia (2)



a Mentecato
, compañero de trinchera

Todos se han ido,
quedó la noche sola .

Toda la noche estuve de guardia en la garita,
abrazado al fusil .

Sé que no debería decirlo pero tuve miedo .

Cada soplo de viento entre los árboles ,
cada reflejo de luz , cada rama quebrada ,
cada hoja arrastrada contra el suelo
son un enemigo que repta , avanza , salta contra mi ,
bayoneta calada que me busca ,
ojos desorbitados y extrañamente azules ,
mandíbula desencajada ,
gritos incomprensibles en una lengua extranjera.

Siento como se acerca,
siento como respira con trabajo .

Es sólo un muchacho ,
puedo ver desde aquí
su expresión de odio,
de rencor, de rabia
y también de miedo.


Sí, de miedo también
¿ por qué no decirlo?.

3 comentarios:

fortunata dijo...

Conozco esas noches en vela, de guardía y de.....miedo ¿por qué no decirlo? De miedo.
Un abrazo desde mi trinchera.

Bohemia dijo...

He oído muchas historias sobre garitas y la verdad es que el miedo siempre es el protagonista de esas historias...

Bss

Thérese Bovary dijo...

Grandioso poema
Saludos